“En Vizcaya hay trabajo para todos”. Con esta promesa, miles de trabajadores se aglomeraron en la Margen Izquierda en pleno auge de la siderurgia. En Crónicas Migrantes, los vecinos y vecinas de Barakaldo, Sestao, Portugalete y Santurce nos cuentan cómo era la vida en aquellos años y cómo cambió todo cuando llegó la reconversión industrial